Menú Principal
30 de septiembre de 2020

“Mi Casa Mi Cancha” promueve el deporte en la Residencia Familiar San Miguel

El proyecto impulsado por la Fundación Fútbol Más y Unicef presentó una especial actividad deportiva para los jóvenes y el equipo del centro.

Tras meses de trabajo virtual, los adolescentes y funcionarios que se encuentran en la Residencia Familiar San Miguel fortalecieron sus rutinas con nuevas herramientas, entregadas a través de instancias deportivas desarrolladas en el contexto de la emergencia sanitaria y que han fortalecido tanto la convivencia entre los jóvenes como su estado físico y emocional.

David Salazar, jefe del Programa Residencias Fútbol Más, comentó que el proyecto se extenderá hasta enero del próximo año: “Gracias a la gestión de la dirección de la residencia pudimos dar el vamos al segundo tiempo, esta vez ya de forma presencial. Comenzamos con nuestras jornadas de involucramiento y esperamos seguir contribuyendo al fortalecimiento de habilidades y vínculos significativos entre los niños, niñas, adolescentes y funcionarios. Estamos seguros de que como agentes de cambio podemos transformar realidades y ver niños más felices”, afirmó Salazar.

En tanto, Fernando Duarte, director de la Residencia Familiar San Miguel, destacó el trabajo colaborativo entre Fútbol Más y el equipo de profesionales de la residencia: “Esta iniciativa ha apoyado las actividades deportivas de los jóvenes durante estos meses en aislamiento preventivo; las sesiones virtuales y capacitaciones a nuestro equipo han permitido entregar contenidos que favorecen su desarrollo físico y mental, de una forma entretenida y llena de valores”.

“Mi Casa, Mi Cancha” nació con la idea de entregar herramientas y consejos útiles a niños y niñas para cuidar su salud mental mientras dure la cuarentena preventiva por el covid-19. El propósito es enseñarles rutinas saludables y promover la actividad física.

Además de las actividades de fútbol y deporte, la fundación hizo distintas capacitaciones a los trabajadores y profesionales de la residencia para instruirlos en cómo apoyar a los adolescentes durante el desarrollo del proyecto.